Ruta Jerez-Almargen

La historia de un trazado inacabado

La Vía Verde de la Sierra transita por el antiguo trazado ferroviario Jerez–Almargen. De este primitivo proyecto, hoy en día y adecuados al uso de vía verde, sólo se se encuentran transitables 36,5 kilómetros que unen las localidades de Puerto Serrano y Olvera.

El funcionamiento de esta línea ferrea se comenzó a estudiar a principios del siglo XIX. Bajo los auspicios de la diputación gaditana se dieron los primeros pasos para la creación de un ferrocarril económico que dinamizara la comarca de la Sierra. En 1887 se presentó un anteproyecto que contemplaba una línea desde Jerez a Setenil, con un ramal que finalizaba en Grazalema.

La Vía Verde de la Sierra transita por el antiguo trazado ferroviario Jerez–Almargen.

A principios del siglo XX, se crea en Jerez la Sociedad para los Estudios del Ferrocarril Jerez-Villamartín-Setenil, que desarrolla un elaborado proyecto. Pero es en 1926, durante la dictadura de Primo de Rivera, cuando se aprueba la construcción del Ferrocarril de la Sierra.

La caída de la dictadura y el retraimiento económico que le siguió, determinaron la interrupción de las obras, que nunca se completaron.

Construcción de la Estación de Navalagrulla

Estación de Olvera abandonada

Operarios que trabajaron en la construcción de la Víaposan ante la cámara